Número 277  //  4 de Febrero de 2005  //  24 Dhul´ l Hiyya 1425

 Iniciación

Islam: Una invitación simple a un solo Dios (VIII)

Asra Rasheed


El Islam es el único término global y conciso que puede ser utilizado para expresar la religión de Noé, Abraham, Jacob, Moisés, Jesús etc, ya que todos estos profetas eran iconoclastas. Todos ellos transmitieron el mensaje de la necesidad de conseguir una pureza de fe en el Dios Único, es decir, el monoteísmo, y advirtieron que el asociar algo o alguien a Dios o adorar a otros entes distintos a Dios, era cometer un pecado capital. Estos profetas también predicaron que el hombre debe someterse completamente a su Creador, obedeciendo Sus leyes y mandatos. Los profetas enseñaron asimismo que el desobedecer una orden o mandato divino era un acto pecaminoso, que requería un sincero arrepentimiento ante Dios.

El Corán clarifica la posición del Profeta Abraham (as) considerado por los judíos y los cristianos como una “figura fundacional” de sus religiones: “Abraham no fue judío ni cristiano, sino que fue hanif, sometido a Al-lah, no asociador.” (3:67).

El Corán razona también con los judíos y los cristianos:
“¡Gente de la Escritura! ¿Por qué discutís sobre Abraham, siendo así que la Torah y el Evangelio no fueron revelados hasta después de él? ¿Es que no razonáis?” (3:65)

La razón por la que mucha gente se niega aceptar el hecho de que el Islam fue el mensaje de todos los profetas reside en las concepciones erróneas que existen acerca de la palabra “Islam”. El pensar que el término “Islam” es meramente un nombre que sirve para expresar la religión de Muhammad (saw) refleja una profunda ignorancia. Algunos creen que el Islam se refiere sólo a las enseñanzas del Profeta Muhammad (saw), del mismo modo que el Cristianismo afirma seguir las enseñanzas de Cristo, que el Budismo sigue las enseñanzas de Buda y que el marxismo es la doctrina establecida por Karl Marx.

En realidad, “Islam” es el único término globalizador que sirve para expresar en su totalidad el mensaje divino traído por los profetas, incluyendo Moisés y Jesús, ya que “Islam” no es un nombre vinculado a alguna persona o región del mundo en concreto. La palabra “Islam” describe el estado de los pensamientos y las acciones de una persona. Así pues, Islam significa simplemente una pureza de fe y una total sumisión a Dios.
Del mismo modo, la palabra “musulmán” no hace referencia únicamente a los seguidores del Profeta Muhammad (saw), sino que, utilizando el término en un sentido más amplio, significa “el que tiene una pureza de fe y se somete a la voluntad de Dios.”
Al comprender el significado correcto de las palabras “Islam” y “musulmán” podemos decir, sin temor a equivocarnos, que los seguidores de los profetas y los propios profetas eran musulmanes, ya que ellos tenían estas cualidades de pureza de fe y sometimiento a los mandatos de Dios. Del mismo modo, podemos también encontrar una denominación para la religión de estas personas. El nombre de su religión es el “Islam”, la religión de la pureza de fe y la sumisión a Dios.

 

Portada  |  Búsqueda  |  Hemeroteca  |  Biblioteca Virtual  |  Cartas de  lectores  

 
Noticias  |  Pensamiento  |  Mujer  |  Al Ándalus  |  Geo-política  |  Sociedad y Economía 
Ciencia y Salud  |  Arte y Literatura  |  Qur'an y Hadiz  |  Jutbas  |  Iniciación al Islam
Religiones Comparadas 
|  Entrevistas y Conferencias  |  Educación y Normativas 
Derecho islámico 
|  Vida de Muhammad