Tradiciones orales y aspectos místicos del Hajj


por Habibulah Casado



La llanura de 'Arafat y el monte de la Misericordia (Yebel Ar-Rahma)

'Arafat significa ‘conocimiento’ (recordar el término Ma'rifa, Gnosis).

En esta llanura hay un monte donde Allah perdonó a nuestros primeros padres, Adan y Eva, después  de su caída. Es por lo tanto un mito lo del pecado original con el que todos nacemos, según el  cristianismo, pues dicho pecado fue perdonado hace miles de años. Ese monte se llama desde  entonces “de la Misericordia” (Ar-Rahma), y subir hasta él es para muchos una experiencia  inolvidable. Eva está enterrada en Jeddha, que significa "abuela", pues es la abuela de la humanidad. Adan fue perdonado y conservó toda la sabiduría que Allah le había otorgado (que incluía el  lenguaje de todas las cosas, y que heredó Muhammad) y toda su santidad.

 

Una tradición sobre el Tawaf (las siete vueltas alrededor de la Kaaba) dice lo siguiente:

Mientras hacemos físicamente el Tawaf podemos con la imaginación dar otras tantas vueltas con nuestro Ruh alrededor de la Kaaba invisible (recordar la “Jerusalén celeste” del Génesis), aquella alrededor de la cual siempre hay ángeles circunvalándola. Si hacemos esto los ángeles nos recordarán  y acompañarán el resto de nuestra existencia.

 

Otra tradición sobre el Tawaf nos propone meditar en su significado interior.

Las siete vueltas  simbolizan aquellas otras siete que dio el pueblo de Israel alrededor de las murallas de Jericó. Igual  que cayeron aquellas murallas y la ciudad vaciada de sus habitantes, las murallas de nuestro ‘nafs’ deben caer después de las siete vueltas y todos nuestros deseos personales muertos y desalojados.

 

El propósito del ‘Umrah

El término ‘Umrah deriva de la raíz ‘mr. Su etimología nos aclara el propósito del mismo: pedir a Allah el poder para realizar una cosa. El ‘Umrah debe pues realizarse con una intención (Niyat) muy precisa y concreta, no como un acto piadoso, no como un ‘pequeño Hajj’.Casi siempre esa intención es la de curar una enfermedad bebiendo el agua de Zam-Zam. Hay tres clases de enfermedades que el agua sagrada puede curar (según la intención): del cuerpo, del alma (nafs) y del espíritu (Ruh).